#Me too (mí tú), ¿y tú?

No soy muy de reivindicar, aunque esté mal decirlo. Arrastro un trauma universitario. En plena huelga de estudiantes, allá por el final de los 80 (¡lo que ha llovido, nevado y granizado!), una de las protestas consistió una sentada cortando el tráfico en medio de la ciudad, y por lo tanto, perjudicando a las pobres personas que tenían que llegar a su hora a trabajar. La injusticia de nuestra falta de respeto me hizo abandonar la sentada, y los gritos de “esquirol” me persiguen desde entonces.  Continuar leyendo “#Me too (mí tú), ¿y tú?”

YO TENGO HUEVOS. TÚ TIENES HUEVOS

No voy a entrar en la guerra de sexos. Nací en el 68 así que soy más de proclamar el lema de “MAKE LOVE, NOT WAR”.

Pero hay que empezar a destruir barreras, empezando por el lenguaje.

Se han escrito miles de páginas sobre lo guay que es “ser la polla” y lo chungo que es “ser un coñazo”. Esto lo dice todo…

Pues hay que cambiarlo.

¡YA!

Tengo datos “casi” científicos basados en tests de cercanía realizados en entornos laborales y familiares durante años por centenares de miles de féminas.

Vamos, lo que viene siendo las conversaciones entre mujeres. Estos son los resultados. Continuar leyendo “YO TENGO HUEVOS. TÚ TIENES HUEVOS”

Somos muy de pueblo

Hace más de cuarenta años que dejé atrás mi pueblo. Nací en un lugar de La Mancha de cuyo nombre me acuerdo: Valdepeñas. Hoy, a diez días de cumplir cincuenta, sigo siendo muy de pueblo. Quiero, a veces, ser como Lydia Bosch. Con su voz meliflua. A mí, ese tono solo me sale en los ascensores o cuando hablo por teléfono. Siempre que no sea un tipo que trabaje como operador de televenta, que entonces, muerdo con palabras. Continuar leyendo “Somos muy de pueblo”

Lou is?…LouIs!

Lou is… una optimista sin control, agradecida a la vida por lo que le ha dado (sobre todo por mi estupenda familia), con incontinencia verbal y sin pelos en la lengua. Le aburren las reuniones de trabajo (se toma antes un lexatin para no saltar a la yugular del orador antes de que pasen 10 minutos). Es impaciente y adora hacer el gamberro. Acomplejada (como casi todas) se considera, enana, bajita, gorda, vieja y un poco borde, pero también está encantada de haberse conocido ? Continuar leyendo “Lou is?…LouIs!”

I am Mar… Tell Mar, tell…

TellMar lleva jugando a las casitas desde que aprendió a hablar. Primero lo hizo con sus muñecas y ahora lo hace con su marido, sus dos hijos y sus perros. Le gustan mucho para la foto, pero cuando se cansa de jugar quiere encerrarlos en el garaje y dormir sin preocupaciones. A día de hoy, su marido comparte su cama (un perro también) y sus hijos tienen su propio dormitorio en la casa familiar. Lucha internamente por no seguir creyendo que su vida es como el Show de Truman y poder colocarse en el lugar que le corresponde por derecho y por trabajo. No puede hacer daño ni a las avispas, de hecho, le gustan las arañas, cosa rara para ser mujer. Aunque bien pensado, siempre se ha cuestionado fuertemente su feminidad. Anda como John Wayne aunque a veces se comporta como la dama de las camelias. Siempre ha soñado con dedicarse a algo relacionado con el arte, lo mismo le daba ser bailarina del ballet zoom, que actriz de óscar que novelista de best sellers, aunque a día de hoy no ha llegado. Continuar leyendo “I am Mar… Tell Mar, tell…”

Primeras palabras

– Mar, tenemos que hacer un blog.

– ¿Para qué?

– Para contar lo que nos pasa. Somos graciosas y nos pasan cosas increíbles. Atraemos las situaciones ridículas. Y para distraernos y reírnos un poco, que falta nos hace.

– Pues vale.

 

Está claro cuál de las dos hermanas tiene personalidad, ¿no? Veamos qué sale de esto. Bienvenidos. Pasen y lean.